Mokuhanga

 

¿Qué el mokuhanga?

 

Se trata de la impresión en madera que se utiliza en Japón (木 版画, moku-hanga). Se puede reconocer porque al inspeccionar una lámina por el dorso, pueden notarse las "manchas" de la tinta.

 

Es una técnica conocida por su uso en el género artístico ukiyo-e de hojas sueltas, pero también se usó para imprimir libros en el mismo período.

 

Tiene su origen en China, donde se utilizó para imprimir libros durante siglos, y llegó a Japón en el periodo Edo (comprendido entre los años 1603 y 1868). 

 

En esta técnica se utilizan tintas a base de agua, por ello se obtienen colores tan intensos y expresivos.

 

 

Lámina de Mokuhanga - 御油 旅人留女 (ごゆ たびびととめおんな)Goyu, Tabibito Ryujo.
Lámina de Mokuhanga - 御油 旅人留女 (ごゆ たびびととめおんな)Goyu, Tabibito Ryujo.

御油 旅人留女 (ごゆ たびびととめおんな)Goyu, Tabibito Ryujo.
Autor Utagawa Hiroshige

Dos mujeres intentan atraer u obligar a dos viajeros a que entren en su posada. A la derecha, otra mujer observa la situación a pie de calle.
En otra posada, una mujer se dispone a lavar los pies de un viajero y una joven con cara de aburriendo y tristeza, está absorta en sus pensamientos.
En los carteles que cuelgan se puede leer el nombre del editor, del artista y del grabador.

Aunque puede parecer una lámina impresa en realidad es impresión en madera o mokuhanga, una técnica de origen chino que llegó a Japón en el periodo Edo y se utilizó sobre todo para el género artístico ukiyo-e de hojas sueltas, aunque también para impresión de libros.

Si quieres conocer más sobre esta técnica, aquí en Zaragoza tenemos a una experta en la materia @fabiola_gil_estudio, con quien podrás aprender más sobre esta técnica. Tiene un taller e imparte cursos varias veces al año.

Si te interesa conocer más sobre el arte japonés y sobre ukiyo-e, no dejes de asistir a alguna conferencia de David Almazán. Te enamorará.

Si te gusta el arte oriental, en el Museo de Zaragoza existe una coleccion excepcional de arte de Asia oriental, llegada por Federico Torralba que merece una visita.

Si te gusta la cultura japonesa y no eres de Zaragoza, ya te hemos dado más motivos para que vengas 😉.

 

mokuhanga lamina goyu
Mujer de una posada tratando de arrastrar al viajero para hospedarse en un lugar.
Detalle de la lámina
Detalle de la lámina
0 comentarios

Toshusai Sharaku, retratista de actores de kabuki en xilografía japonesa

 

Moku-hanga, impresión en madera

La impresión en madera en Japón (木 版画, moku-hanga) es una técnica más conocida por su uso en el género artístico ukiyo-e de hojas sueltas, pero también se usó para imprimir libros en el mismo período. La impresión en madera había sido utilizada en China durante siglos para imprimir libros, mucho antes de la llegada del tipo móvil, pero fue ampliamente adoptada en Japón durante el período Edo (1603-1868).

A diferencia de la tradición occidental, donde los artistas usaban tintas a base de aceite para grabar en madera, la técnica moku-hanga usa tintas a base de agua. Es por eso que esas impresiones tenían colores tan vívidos, así como esmaltes y transparencias.

 

Lámina de Mokuhanga - Autor Sharaku
Lámina de Mokuhanga - Autor Sharaku

Ukiyo-e, pinturas del mundo flotante

 

Se llama ukiyo-e a los grabados que se realizaron en Japón a partir del siglo XVII. El ukiyo-e como género es una de las manifestaciones artísticas más importantes y que más ha trascendido las fronteras y el tiempo. Por su parte, el ukiyo-e se nos presenta como un testigo excepcional de las costumbres y modos de vida de la sociedad japonesa del periodo Edo.

Las obras de ukiyo-e se realizaron en xilografía o grabado en madera (moku-hanga). 

En japonés, la palabra ukiyo-e se compone de tres kanji: "uki", que significa flotante; "yo", que se traduce como mundo y "e", que se utiliza para pintura. La traducción sería “pinturas del mundo flotante”. El término procede del budismo y, en su origen, se utilizaba para referirse de forma peyorativa al mundo ilusorio y efímero que es necesario trascender para alcanzar el conocimiento. Así, el ukiyo-e describía el estilo de vida urbano contemporáneo que se centraba en experiencias efímeras que enfatizaban el ingenio, la extravagancia y el hedonismo.

lámina mokuhanga Toshusai Sharaku
lámina mokuhanga Toshusai Sharaku

La técnica del ukiyo-e

 

El precursor del ukiyo-e fue Hishikawa Moronobu. En sus comienzos artísticos, dibujaba grabados en tinta negra como ilustraciones para libros. Progresivamente perfeccionó esta técnica en grabados de madera de una sola pieza en tinta negra lo que resultó en la colocación de la base para el futuro desarrollo de ukiyo-e.

Algunos de los artistas más relevantes, y también conocidos en occidente del ukiyo-e, son: Hiroshige, especialmente por el tratamiento que hace de a figura de la mujer; Hokusai, que destaca en el tratamiento de los colores en sus paisajes; Kuniyoshi, por los temas que refleja en su obra; Utamaro, de quien son muy populares sus grabados del género shunga y Sharaku, el gran retratista de los actores kabuki de su época. 

El kabuki es una forma de teatro japonés tradicional que se caracteriza por su drama estilizado y el uso de maquillajes elaborados en los actores.

Detalle de la lámina
Detalle de la lámina

El autor, Tōshūsai Sharaku

 

Trabajó en Edo en 1794/95. La obra del xilógrafo Sharaku es tan genial como misteriosa y enigmática su vida, sobre la que apenas sabemos nada. Surgió de la oscuridad de la historia, trabajó sólo durante nueve meses, dejó 144 obras y volvió a desaparecer sin dejar huella. Quizá fuera un actor de NO perteneciente a la compañía privada de un señor feudal. Junto a algunas representaciones de luchadores, realizó casi exclusivamente retratos de actores del kabuki, retratos de medio cuerpo y escenas con una o dos figuras que fueron fomentadas y editadas por el editor de mayor éxito de la época, Tsutaya Juzaburo. Características de él son los okubi-e sobre un oscuro fondo brillante, a veces matizado, que presentan cabezas caricaturescas recordando vagamente a los trabajos de Shunsho y Toyokuni. La expresión de los rostros con muecas, que a menudo raya en lo grotesco, y el dramatismo insinuado con sobrios gestos, no sólo ponen de relieve el carácter de cada personaje, sino que también describen los rasgos individuales del actor. El intenso trazado de la línea y el uso acertado de los contrastes cromáticos, aprovechan todas las posibilidades técnicas de la cromoxilografía. Si con sus retratos hiperrealistas a menudo poco favorecedores, terminó por ganarse la desaprobación del público y el odio de los actores, no es más que una leyenda aunque podría explicar de forma plausible su repentina desaparición. Cierto es que el público japonés no estaba preparado para el realismo penetrante de Sharaku y su caricatura psicológica, revolucionarios para el ukiyo-e, de ahí que pudieran ser responsables de su cortísima carrera.

Centrándose en los retratos de busto, Sharaku creó representaciones audaces y estilizadas de actores de Kabuki. En este retrato, Ichikawa Omezō I (1781-1833), un discípulo de Danjūro V, interpreta a un guerrero llamado Yakko Ippei que no tuvo éxito en su intento de derrotar a su enemigo. En su túnica, el carácter de "O" en Omezō aparece en el centro del escudo de la familia Ichikawa de tres cuadrados anidados. 

El actor Ichikawa Omezō está parado aquí en una pose dramática (mi-e) con los ojos cruzados, en el papel del bribón (yakko) Ippei, obligado a luchar solo contra una banda de atacantes. La escena es de la obra de teatro Koinyobō somewake tazuna (“Amada esposa manejando las riendas de los colores variados”), que se estrenó en el quinto mes del año 1794 en el Kawarazaki-za en Edo.

Lámina titulada Ichikawa Omezō I en el papel de Yakko Ippei de la obra "Koinyōbō somewake tazuna"
Lámina titulada Ichikawa Omezō I en el papel de Yakko Ippei de la obra "Koinyōbō somewake tazuna"

Fuentes: 

www.ukiyoe-japan.com

www.japonnoyokan.es

www.museodelprado.es.

http://revistacultural.ecosdeasia.com.

0 comentarios

Muñecas kokeshi

Cuando compramos algún objeto, tratamos de conocer su origen e historia. Cuando son japoneses, a veces nos resulta más difícil por el idioma. Algunas veces nos informa la propia persona que nos lo vende, el proveedor, y otras, tenemos que hacer un poco más de investigación.

 

Las muñecas kokeshi antiguas nos maravillaron. Queríamos conocer más sobre cada una de ellas, de ese modo, cuando alguien quisiese comprarlas, podríamos contarle un poquito más de la muñeca que se llevaba a casa.

 

Y aquí estoy, con una guía estudio sobre muñecas kokeshi tradicionales, tratando de identificar el DNI de cada una.

Vayamos con lo que he podido sacar en claro hasta ahora.

 

Diferentes tipos de kokeshi

 

¿Qué significa kokeshi?

 

El nombre de estas muñecas de madera variaba según la región: kideko en el área de Fukushima, kibouko en el área de Miyagi, etc.

En 1940, el club de coleccionistas de kokeshi en Tokio decidió establecer la palabra kokeshi  como el nombre representativo para todas ellas. Su significado es pequeña muñeca de madera.

 

Se cree que el primer lugar donde se comenzó a fabricar estas muñecas fue en Tohgatta, en la prefectura de Miyagi, en el periodo Edo entre 1804 y 1830.

kokeshi tradicional
kokeshi tradicional

El origen

 

No se sabe exactamente cuál es su origen. Algunos piensan que surgieron en la práctica de la religión espiritualista. Se pensaba que las muñecas de madera contenían la esencia espiritual de los muertos.

 

En la parte final de la era Edo comenzaron a popularizarse las muñecas kokeshi. 

En la región de Tohiku, en el norte de Japón, famosa por sus aguas termales, los artesanos locales kijiya (carpintero en japonés), comenzaron a fabricarlas como recuerdo para los visitantes que visitaban las aguas termales. Las muñecas actuaron no solo como recuerdos, sino también como herramientas de masaje utilizadas por los bañistas para golpear sus hombros mientras disfrutaban de los beneficios cálidos de las aguas termales.

 

Al principio, las muñecas se hacían en tornos manuales y tenían diseños muy simples: cuerpo cilíndrico sin extremidades y una cabeza redonda. Después se fueron decorando con patrones florares y tradicionales, pintadas con colores rojo, amarillo y morado.

Como todas las muñecas están pintadas a mano, no hay dos caras iguales. Este es quizás el mayor encanto de las kokeshi. Algunas muñecas son caprichosas, felices y sonrientes, mientras que otras son serias.

 

Pronto su popularidad se extendió por todo Japón y se convirtieron en favoritas como juguetes de madera para aquellos que no podían pagar muñecas de porcelana. Además, las formas simples y redondeadas de las muñecas se prestaban como primeros anillos de dentición para bebés pequeños.

 

Tipos de kokeshi 

 

Las muñecas kokeshi tienen algunas características comunes como el cuerpo hecho con un torno de madera. Tienen la cabeza esférica y el cuerpo cilíndrico sin manos ni piernas. Hay variaciones en la forma y patrones, según el área de producción.

Hay dos tipos de kokeshi, la tradicional y la kokeshi sosaku (creativa). esta última se refiere a las que el artesano fabrica "a su gusto", sin seguir los diseños tradicionales de la región de Tohoku..

 

Las kokeshi tradicionales se clasifican en 11 familias: Tsuchiyu, Yajiro, Tohgatta, Zaotakayu, Hijiori, Sakunami, Naruko, Kijiyama, Nanbu,   Tsugaru y Yamagata. Inicialmente eran tres grupos, pero en 1880, con la innovación tecnológica del torneado con el pie, que comenzó en la región de Tohoku, y la introducción de nuevos colorantes químicos se fueron diversificando los tipos de kokeshi.  

 

En la base de la muñeca suele aparecer la firma del autor y en algunas ocasiones también al fecha de fabricación. Pero otras veces resulta algo más difícil clasificarla y datarla. 

 

 

Algunas características para clasificarlas

 

Estas son algunas de las características que facilitan su clasificación en cada grupo:

  • decoración del cuerpo: si lleva líneas, flores, tipo de flores, si son crisantemos.
  • parte de arriba de la cabeza: meñón de pelo, círculo janome, libélula, etc.
  • peinado: flequillo grueso, flequillo frontal y dos pequeños flequillos laterales, cabeza llena de pelo con flequillo, etc.
  • forma de la nariz: si es redonda y larga, si tiene la foram de un gato, con forma de lágrima, etc.
  • forma de los ojos: párpado simple, doble párpado, media luna.
  • forma del cuerpo: si es grueso con hombros, puede ser cuerpo delgado y de forma gruesa con base pesada, estrecho, largo y cilíndrico, etc.

Veámoslo con un ejemplo.

 

Las fotografías superiores son de una kokeshi que pertenece a la familia Tsuchiyu. Cumple las siguiente características de su grupo: 

- Su cuerpo es largo y tubular, con hombros redondos y patrón de rayas en su cuerpo.

- La cabeza tiene forma de ojo de buey

- El cabello está pintado con flequillo y mechones laterales.

- En la parte de arriba de la cabeza lleva pintado un círculo janome.

- Tiene una nariz larga.

 

En la base está la firma del autor, Satomi Watanabe y pertenece a la era Showa con alrededor de 40 años de antigüedad.

El lugar de origen de este tipo de kokeshi es Tsuchiyu Onsen, en la prefectura de Fukushima.

 

Hay muchos estilos diferentes de kokeshi, pero todas ellas comparten la misma filosofía que es la búsqueda de la belleza y el arte a través de la simplicidad.

 

 📚Fuente: Una guía de estudio introductoria sobre muñecas kokeshi tradicionales japonesas. Brian Lemin.

0 comentarios

Ema de inu-hariko

Seguro que si has visitado Japón, o si te interesa su cultura y has visto por internet fotos de algunos de sus templos, te habrá llamado la atención unas tablillas de madera que se colocan a la entrada de los templos sintoístas. Se trata de las emas.

 

Una ema es un amuleto japonés en forma de tablilla de madera en la que se escribe un deseo y se cuelga en un lugar destinado para ello en los templos. En una de las caras suelen llevar un dibujo relacionado con el lugar y animales y son de diferentes formas. En Fushimi Inari, por ejemplo, algunas tienen forma de zorro o llevan un dibujo de kitsune (zorro blanco japonés).

 

Las emas están relacionados con la religión sintoísta y se coloca en sus santuarios Jinja para que los kaki, o entidades verenadas en esta religión, puedan leer los deseos de los devotos.  

 

Emas en el santuario de Fushimi Inari

Emas de diferentes santuarios:  monte Fuji,  Tokio y en otro de Osaka.

 

En este caso vamos a centrarnos en una Ema de inu hariko, que es la que tenemos en venta en la tienda online y de la que queremos explicarte su origen.

 

¿Qué es inu hariko?

En japonés, inu significa perro y hariko papel maché. Es un juguete de papel maché que representa un perro.

El perro se considera honesto y protector y capaz de reconocer a los malos espíritus en su forma humana. Dan a luz fácilmente y crecen de bien. En la cultura tradicional japonesa se consideraba que tenía una triple función:

➀ Propiciaba la fertilidad femenina. 

➁ Una vez que ya se tenía descendencia, protegía al niño cuando dormía. 

➂ Servía como juguete cuando estaba despierto.

 

Inu hariko con cesta de bambú en la cabeza
Inu hariko con cesta de bambú en la cabeza

 

En la era Edo, la gente regalaba un inu hariko con una canasta de bambú  o con un "Den den daiko", juguete con forma de tambor para celebrar, deseando encanto, felicidad y salud infantil (la canasta de bambú es para "lavar enfermedades y maldades" y el "Den den daiko" es para cuidar niños).

 

📚📚Fuente: Japón, identidad, identidades. Muriel Gómez Pradas. .

 

Ema de inu-hariko en árbol de la Gran Vía de Zaragoza
Ema de inu-hariko en árbol de la Gran Vía de Zaragoza

 

 📚Fuente: Japón, identidad, identidades. Muriel Gómez Pradas.

1 comentarios

Tsuko-tegata, pasarte de madera

 

Un tsuko-tegata  o "pasaporte de madera" representa una antigua costumbre en Japón. Este "pasaporte" se utilizó durante el período Edo. Cuando una persona viajaba, tenían que poseer un símbolo de autorización de los señores de la guerra de las diversas regiones.

Este, es un descendiente de los pases de viaje originales utilizados por los shogunes para controlar los viajes dentro de sus provincias. Uno de los principales destinos de ese día se llamaba Owari (ahora la ciudad de Nagoya) y se necesitaba un pase para cruzar los diversos territorios Shogun. Esos símbolos son lo que hoy podríamos llamar un pasaporte.

 

Tsuko tegata para viajar a Nikko
Tsuko tegata para viajar a Nikko

 

Hoy, los tsuko-tegata se puede encontrar en varios templos, santuarios y centros termales; son un símbolo o "prueba" de que has visitado ciertos lugares. Un lado está escrito en japonés, con indicaciones sobre el lugar dónde fue y cuándo. El otro generalmente tiene una imagen del área o templo donde se compró. Este será un recuerdo significativo para la generación anterior.

Tienen una campana y una cuerda trenzada adjunta.

 

Varios tuso-tegatas con la imagen de su destino: Miyajima, Kanazawa
Varios tuso-tegatas con la imagen de su destino: Miyajima, Kanazawa

 

 📚Fuente: www.asiahighlights.com

0 comentarios

Mokuhanga

 

¿Qué el mokuhanga?

 

Se trata de la impresión en madera que se utiliza en Japón (木 版画, moku-hanga). Se puede reconocer porque al inspeccionar una lámina por el dorso, pueden notarse las "manchas" de la tinta.

 

Es una técnica conocida por su uso en el género artístico ukiyo-e de hojas sueltas, pero también se usó para imprimir libros en el mismo período.

 

Tiene su origen en China, donde se utilizó para imprimir libros durante siglos, y llegó a Japón en el periodo Edo (comprendido entre los años 1603 y 1868). 

 

En esta técnica se utilizan tintas a base de agua, por ello se obtienen colores tan intensos y expresivos.

 

 

Leer más 0 comentarios

Toshusai Sharaku, retratista de actores de kabuki en xilografía japonesa

 

Moku-hanga, impresión en madera

La impresión en madera en Japón (木 版画, moku-hanga) es una técnica más conocida por su uso en el género artístico ukiyo-e de hojas sueltas, pero también se usó para imprimir libros en el mismo período. La impresión en madera había sido utilizada en China durante siglos para imprimir libros, mucho antes de la llegada del tipo móvil, pero fue ampliamente adoptada en Japón durante el período Edo (1603-1868).

A diferencia de la tradición occidental, donde los artistas usaban tintas a base de aceite para grabar en madera, la técnica moku-hanga usa tintas a base de agua. Es por eso que esas impresiones tenían colores tan vívidos, así como esmaltes y transparencias.

 

Leer más 0 comentarios